El boom de ser detective privado
El boom de ser detective privado no solo viene de mundo cinematográfico. Descubre donde obtener la habilitación.

En los últimos años, se ha experimentado un significativo aumento del numero de licencias o TIP para ser detective privado.

Este aumento de profesionales de la investigación privada se debe a varios factores, el primero y más importante es que hace no tantos años existía un desconocimiento de la profesión entre muchos de los que habrían sido potenciales clientes, el cual, se ha ido volviendo cada vez más pequeño gracias a internet y las redes sociales.

En otras profesiones, el que los jóvenes se decantaran por estudiar una carrera “de moda” solía ir ligado al éxito en ese momento de una serie de televisión. Quien no quiso estudiar medicina para ser George Cloonie en Urgencias, o derecho para ser como Ally Mcbeal.

Aunque no siempre el modelo a seguir es el de un ético profesional o una buena figura que seguir, ya que, aunque solo sea por imaginar, también hemos fantaseado con ser Don Vito Corleone.

Más allá llegaron estos dos profesores de química, por supuesto estadounidenses, que no dudaron ni un momento en montar un laboratorio clandestino al mas puro estilo Breaking Bad, donde “cocinaban” sus propias drogas tras haber sacado la idea de la serie de televisión.

En el caso que nos atañe, este aumento tan significativo de habilitaciones no se debe a un éxito cinematográfico, al menos no directamente, sino a la facilidad con la que, en la actualidad se otorga la licencia, me explico.

Hasta no hace muchos años, para ser detective privado, debías de cursar un mínimo de tres años de estudios específicos universitarios tras estar en posesión, de, al menos, una diplomatura para poder acceder a ellos. Es decir, que para poder ejercer como detective privado debías de pasar por, al menos, 6 años en la universidad.

Criminología y el ser detective privado

Actualmente, estudiando el Grado en Criminología, al acabar los 4 años, recibes, junto al título, la habilitación y ser detective privado.

Como decíamos antes, efectivamente, el aumento de profesionales no se correspondía directamente con un éxito televisivo, pero si indirectamente, ya que, gracias a CSI, ya sea en su versión de Las Vegas, Miami o Nueva York, hicieron que mucha gente se interesara por estudiar criminología, emulando a las estrellas de Hollywood, resolviendo cualquier investigación en cuestión de horas.

¿Cuál fue el problema? Que pronto los estudiantes de criminología se dieron cuenta que, tras estudiar una carrera bonita (que cierto es que lo es), se encontraban con la cruda realidad, era solo eso, bonita, pues no servía absolutamente para nada.

No nos engañemos, y que no intenten engañar a nadie, no tiene salidas, ¡ninguna!

Tras estudiar la carrera, si realmente querías ser como los actores de la serie (mas o menos) debías empezar a opositar a policía, lo que en el mejor de los casos, deben de ser 2 o 3 años más, debido que debías hacerlo a la escala ejecutiva de policía nacional.

Pero he aquí que se toparon con otro problema, y es que debido a la crisis que azotó España en esos años, tampoco salían grandes promociones para poder ser inspector de policía, por lo que, finalmente, empezaron a habilitar a los graduados para ser detective privado y poder ejercer como tal.

Esto ha provocado que cada año, cientos de graduados en criminología soliciten el poder trabajar como detectives en España, lo cual, finalmente, jamás harán. Conversando con muchos de ellos, comentan que de saber lo que saben al finalizar la carrera, habrían optado por otros estudios superiores, debido, principalmente, a las escasas salidas que ofrece la titulación.

La realidad al ser detective privado

Es una realidad que, a pesar del auge que hay en nuestra profesión, debido a que, cada vez más y más personas conocen de los beneficios que un buen informe pericial por parte de un detective privado pueden aportarles a sus problemas, especialmente en grandes ciudades es complicado abrirse camino en esta profesión, ya que, en ciudades donde desde hace años que se obtiene la titulación “por el camino antiguo” el numero de despachos es mayor.

De este modo, es más difícil ser detective privado en Madrid, Salamanca, Barcelona o Valencia, donde la competencia es mayor, lo que provoca una mayor competencia entre despachos, llegando incluso a la aparición de detectives privados baratos, de los que a veces hay que desconfiar, relean nuestro artículo. No existiendo esta problemática en otras ciudades donde no existe esta férrea competencia.

Suscríbete al blog

Suscríbete por email y recibe los mejores artículos de detectives que has leído.

Al suscribirse, acepta recibir nuestros materiales promocionales de marketing y acepta nuestra Política de Privacidad. Puede darse de baja en cualquier momento.

A pesar de este artículo en el que describimos lo que no deja de ser nuestra opinión sobre la actualidad de nuestra profesión, entraremos más en profundidad en lo que, según el lugar en el que viva, se debe de estudiar para convertirse en detective privado y poder ejercer nuestra profesión.

¿Qué opinas sobre la habilitación para ser detective privado? Coméntalo y comparte

Deja una respuesta